Errores de eCommerce que no debes cometer

30 de Marzo de 2017 / Ecommerce

Errores eCommerce que debes evitarPor mucho que te documentes y por mucha experiencia que seas capaz de acumular, nadie está a salvo de equivocarse de vez en cuando. Precisamente porque ya llevo mucho tiempo en esto, y basándome en esa experiencia, me gustaría hablaros de algunos errores de eCommerce que no debes cometer y que se repiten con mucha frecuencia.

#1 – Mala navegación

Cuando un usuario entra en una página por primera vez es imprescindible que sea capaz de orientarse. Es muy común ver eCommerce con una navegación confusa y eso, en muchos casos, supone que el cliente «rebote» y busque una opción más sencilla en la competencia.

Hay muchos factores que intervienen en la navegabilidad, pero destacaría estos 3 por encima de todos:

  • La arquitectura web: no se puede jamás infravalorar ni pensar que es cosa del SEO exclusivamente. Al fin y al cabo se trata de organizar y jerarquizar la información de manera lógica. Vamos, de la forma en la que el usuario espera encontrarla.
  • El diseño de los menús: la arquitectura puede ser de 10, pero muchas veces cometemos errores en algo básico y hacemos menús enormes que se despliegan, o los hacemos con una doble navegación poco clara dependiendo de la categoría en la que nos encontremos… Por encima de todo, los menús tienen que ser funcionales.
  • La accesibilidad: tanto a nivel técnico como de usuario. Si los enlaces del menú no funcionan, dan problemas en determinados dispositivos, tienen enlaces rotos, tienen una tipografía de tamaño excesivamente pequeño o carecen del contraste necesario para que una persona con ciertas dificultades visuales pueda acceder sin problema… estás enviando muy malas vibraciones a tus usuarios que, por muy interesados que estén en tus productos, simplemente no pueden comprarlos.

Además de organizar la arquitectura de una manera lógica, utilizar correctamente las palabras clave en los literales, implementar un buen sistema de filtros, utilizar los ALT en las imágenes, etc. Recuerda utilizar todo aquello a tu alcance que pueda orientar a tus visitantes. Siempre recomiendo usar breadcrumbs para ubicar a los usuarios y favorecer una «navegación inversa», incluso aunque lleguen a la página directamente o vía SEO.

Pero por si algo falla ,y por una cuestión de usabilidad aplicada a lo que ya casi es un estándar web, necesitas tener un buscador. Necesita estar presente de manera destacada y que sea funcional.

#2 – Me abuuuuuuuurro

Por favor, la velocidad de carga es crítica y cada vez lo será más. Un factor determinante a nivel de usabilidad es que la página cargue en un tiempo razonable, muchísimos usuarios abandonan la página si tienen que esperar excesivamente.

Además, y por si fuera poco, la velocidad de carga va a empezar a ser un factor de ranking orgánico en mobile. Esto no lo digo yo, lo dice Gary Illyes, que es una de las voces más autorizadas de Google.

#3 – El móvil no es el futuro

… es el presente. Cualquiera que lleve en Internet 3 o 4 años lleva escuchando esta cantinela: «el año que viene es el del móvil». Pues muy bien, eso ya está obsoleto, porque vivimos en la era del móvil.

Los clientes son multidispositivo y ya compran a través del móvil. De hecho, existe un informe de Criteo en el que el 25% de los retailers estudiados ya realizan un 50% de las ventas a través de dispositivos móviles en 2016… y la cosa va a más.

Esta tendría que ser la principal motivación para evitar el error de un eCommerce no adaptado a móvil. Si tu tienda no se visualiza correctamente o tiene problemas de funcionamiento, te encontrarás con un freno a la conversión, pero también a la captación.

Decíamos que Google se ha puesto serio en este aspecto y eso no se puede obviar. Ten en cuenta que no adaptarse a sus directivas tiene consecuencias a nivel orgánico pero, no lo olvides, también de pago a través de Adwords donde un bajo nivel de calidad incide directamente en tu CPC.

#4 – Contenido copiado del proveedor

De entre todos los errores de eCommerce, uno de los más repetidos es el de copiar las descripciones de los productos directamente de la página del fabricante o el proveedor.

Este fallo tan recurrente es mucho más grave de lo que pudiese pensarse en un principio:

  • Para el SEO: ya sabes que el contenido duplicado es una de las cosas que más penaliza Google. Ten en cuenta que, por lo general, el fabricante tendrá más autoridad que tu tienda y que muchos otros eCommerce también han copiado esa descripción. Merece la pena dedicarle un poquito de tiempo y esfuerzo a crear descripciones únicas.
  • Para la conversión: por lo general suelen ser bastante asépticas, lo que no vende muy bien. Si no lo son, y tienen un componente persuasivo o promocional, casi peor, porque estará alineado con la ventaja diferencial del fabricante, no con la tuya.
  • Para el usuario: si entras en 5 tiendas y en todas te sueltan el mismo discurso con las mismas palabras, seguramente tengas dudas que no te están resolviendo en ninguna de ellas.

#5 – Mal proceso de Check out

Ahora que tienes al cliente en el momento final de la compra todo tiene que ir muy fluido, no puedes permitirte errores aquí.

  • Si no es imprescindible, evita que el usuario tenga que registrarse. En los registros pide sólo los campos que realmente necesites.
  • Limita los pasos a los necesarios e informa siempre de los que quedan para terminar el proceso de compra.
  • Asegúrate que técnicamente no hay fallos y que puede cerrarse la compra en cualquier dispositivo.
  • Transmite seguridad. Este es el momento de sacar a la luz todos los sellos de confianza y los logos de las entidades bancarias.
  • Evita distracciones. Ahora mismo todo lo que no sea cerrar la compra es accesorio.

Estos son algunos consejos básicos, desgraciadamente hay muchas maneras de caer en errores de eCommerce, pero también hay que decir que se pueden prever y solucionar con un poquito de interés.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.